El día que respiró España

20130424-123849.jpg

Hoy es un buen día para España, país cuya prima de riesgo ha bajado hoy la marca de los 300 puntos básicos, un nivel que no se lograba desde 2010. El país se está financiando a un nivel de rentabilidad cercano al 4%, alejándose del cataclismo financiero que fue financiarse al 7% durante 2012.

Gracias a la relajación de los objetivos de deuda europeos, España deja de bucear y tragar agua para coger una buena bocanada de aire. No se sabe bien si hemos salido por fin a flote o si se trata de un mero altibajo en la economía, pero lo cierto es que el IBEX-35 ha subido un 4% hasta alcanzar más de 8300 puntos, y los financieros han aparecido hoy con menos signos de preocupación en sus rostros.

Hacía tiempo que no se escuchaban buenas noticias en estos tiempos turbulentos, y algunos auguran que la situación mejorará aún más si deciden bajar los tipos del Banco Central Europeo desde el 0’75% hasta el 0’50%. Sea como sea, hoy es un buen día para respirar tranquilo.

¿Qué es la prima de riesgo?

La prima de riesgo o también conocida como diferencial de deuda en los mercados de deuda pública es un término económico que hace referencia al sobreprecio, es decir el precio que tiene un producto además de agregarle un valor, que paga un país para financiarse en los mercados y poder compararse con otros países.

 

La prima de riesgo de la economía refleja el nivel de confianza de los mercados en la economía e instituciones de dicho país, luego, cuanto mayor sea el riesgo de país (esto es cuando un país se ve incapacitado para cumplir con sus obligaciones económicas, sociales y políticas) mayor será su prima de riesgo, y por lo tanto también crecerá el tipo de interés de su deuda.

 

Esta deuda generada es porque al solicitar el préstamo para los mercados a unos inversores tengamos que devolver dicho préstamo además de unos intereses. Es la diferencia entre el porcentaje que pagará un país por el préstamo que solicita frente a esa misma deuda solicitada por otros países.

 

La prima de riesgo es la confianza de dichos inversores en la solidez de la economía de un país y la posibilidad de comprar su deuda. Muchos economistas tienen en cuenta la prima de riesgo como factor para comprender la evolución de la economía europea.

 

España tendrá que pedir ayuda formalmente a la UE

España tendrá que acudir a solicitar formalmente un “rescate blando”, lo que quiere decir que el Gobierno pedirá al Fondo de Estabilidad la compra de deuda. El Banco Central Europeo comenzará a adquirir bonos en el mercado secundario con la misión de calmar finalmente la presión sobre la más que perjudicada prima de riesgo, que sobrepasó hace mucho tiempo la barrera de los 500 puntos.

Esta medida no será efectiva sin sus contrapartidas: Para asegurarse de que España cumple lo prometido a Bruselas, reducir la deuda al 2,8% del PIB para el año 2014 (año en el que se augura que por fin se verán signos de recuperación en la vieja economía europea), se impondrán duras revisiones y auditorías para comprobar las cuentas trimestrales.

Mariano Rajoy está en el punto de mira, esperando a que se pronuncie sobre la solicitud de rescate formalmente, hecho que se espera que llegue pasadas las vacaciones, entorno a octubre del 2012.

Algunos medios adelantan que la brutal Alemania y el BCE ejercerán fuertes presiones a España para lograr la correcta aplicación de las reformas. Mientras tanto, el país se prepara para un Impuesto sobre el Valor Añadido más que excesivo (del 16% al 21% en tiempos de crisis) que subirá al 21% en septiembre, ahogando aún más el consumo.